WhatsApp

Estas intoxicaciones están provocadas por ingerir alimentos contaminados con sustancias tóxicas o microorganismos patógenos. El principal problema de estas sustancias o microorganismos es que no alteran el sabor de los alimentos. Las bacterias alimentarias no se ven, no huelen, ni cambia su aspecto por lo que es fácil contaminarse por su ingesta ya que no hay forma de detectar su presencia antes de consumirlos.

Lo importante es saber cómo evitar su presencia. Todo empieza en la industria alimentaria en todo el proceso de manipulación del producto, en su origen y de su posterior conservación también ya en el hogar.

Las altas temperaturas son uno de los principales factores de multiplicación de patógenos por eso en verano hay que tener especial cuidado y es una de las épocas de mayor riesgo de contaminación.

Principales Patógenos

Los principales patógenos del verano son:

Salmonella. Se reproduce entre 30 y 37 grados, es la conocida y una vez que está en los alimentos pude reproducirse a una gran velocidad. La principal fuente de infección es la carne procedente de aves de corral, vacas, cerdos, huevos y vegetales frescos.

Listeria. Presente en leche cruda verduras y productos en conserva, este patógeno puede reproducirse rápidamente en alimentos refrigerados.

Campylobacter. Fácil de prevenir su contagio cocinando los productos muy bien y evitando la contaminación cruzada. Puede estar presente en pescado y pollo crudos o poco cocinados, leche sin pasteurizar y agua no potable.

E.coli. Presente en todo tipo de productos crudos o frescos, para prevenirla hay que cocinar bien los alimentos

La velocidad de reproducción de los gérmenes es muy rápida, en tan sólo 12 horas puede llegar a multiplicarse por 20 millones. Para evitarlo es necesario almacenar la carne en frigoríficos, vitrinas de refrigeración, congeladores, en definitiva, lugares preparados para tal fin. Además de la temperatura han de estar perfectamente limpios. Los lugares donde se manipula y prepara la comida hay que cuidar especialmente la higiene, incluyendo la limpieza exhaustiva de los utensilios de cocina y de la persona que los manipula.

Las empresas agroalimentarias, cafeterías, bares y restaurantes han de tomar especiales precauciones para evitar posibles intoxicaciones.

En IMPOTUSA puedes encontrar una gran variedad de productos para la higiene y desinfección con los productos VIKAN, especializados en evitar la contaminación cruzada por su discriminación por colores.

Cómo combatir las bacterias con los Productos VIKAN

Síguenos en Facebook

Utilizamos cookies para obtener estadísticas de la página web. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Más información